Escrito remitido por ELA a la dirección del Grupo Noticias (DEIA)

09/12/2014
Nos parece poco riguroso cómo diversos medios de comunicación tratan los temas que tienen que ver con ELA. Por supuesto que se puede estar en contra de lo que ELA defiende; lo que no debería ser normal es que, para defender esa posición, se faltara a la verdad, llevándola además a portada.

A la Dirección del Grupo Noticias:

 

Tras la entrevista realizada a Unai Sordo publicada ayer, ELA desea poner en conocimiento de la Dirección del Grupo Noticias los siguientes puntos:

  1. Nos llama la atención que sus medios hayan decidido llevar a titular –nada menos que en portada– una falsedad: “ELA participa en el diálogo social en España y además cobra una pasta por ello”. Su medio conoce sobradamente que ELA no forma parte de las Mesas de Diálogo Social ni en la CAPV, ni en Navarra, ni en el Estado. Una prueba de ello es que el mismo día que se constituye la Mesa en Gasteiz se celebra en Madrid otra reunión, del diálogo social del Estado, en la que ELA no estuvo. Esa posición de ELA es coherente en todos los ámbitos donde esas Mesas existen. La evidencia de tal hecho nos lleva a pensar que la decisión de llevar a titular esa falsedad tiene que ver con un interés político por tergiversar las posiciones de ELA.

  2. Su medio debiera saber que una cosa son las Mesas de Diálogo Social y otra, la Participación Institucional. En las primeras, como hemos indicado, no estamos en ningún ámbito. En relación a la Participación Institucional:

    1. En la CAPV ELA sigue participando en determinados ámbitos, como el Consejo Asesor de Medio Ambiente, o el Consejo Vasco de Servicios Sociales. Lo que ELA ha hecho, y explicado, es suspender su participación en determinados organismos, como el Consejo Económico y Social (CES), el Consejo de Relaciones Laborales (CRL), Hobetuz y Osalan.

    2. ELA participa en el Consejo Económico y Social (CES) en Europa, el Estado y en Navarra. Las razones de la no participación en el CES de la CAPV son simples. En primer lugar, y a modo de ejemplo, materias tan trascendentales como la fiscalidad no pasan por el CES de la CAPV para que puedan ser consultadas e informadas. En el CES de Navarra y del Estado, sí. En el CES de la CAPV se llegó al extremo de que la patronal Confebask negase la la posibilidad de debatir sobre cuestiones como el Tren de Alta Velocidad.

    3. En la CAPV el gobierno de Patxi López procedió, cambiando leyes, a modificar el sistema de toma de decisiones, con el objeto de que se pudiese llegar a acuerdos contra la voluntad mayoritaria de los sindicatos, retrotrayéndonos a la situación de más de 20 años atrás (lo que motivó ya en aquella época la no participación de ELA en el CES de la CAPV). El actual gobierno de Urkullu mantiene esa situación. Como recordarán, el objetivo político era otorgar a CCOO y UGT la capacidad de cerrar acuerdos en minoría.

    4. En relación con Hobetuz y Osalan, los motivos de nuestra salida –y la de LAB– fueron las modificaciones efectuadas por el Gobierno Vasco para convertir esos órganos en un plagio del modelo estatal (poniendo Hobetuz, por ejemplo, al servicio de la financiación de las organizaciones). Es más que evidente que, allí donde las mayorías sindicales se convertían en un obstáculo para el poder, éste cambiaba las reglas de juego imponiendo un sistema antidemocrático. Es fácil de entender que el secretario general de CCOO no quiera reconocer que las decisiones de ELA no son arbitrarias; lo que sí podía hacer es manifestar su satisfacción porque el Gobierno Vasco terminase haciendo suyo el modelo estatal que CCOO defiende en todas esas materias. En eso ha quedado el en otro tiempo incipiente Marco Vasco de Relaciones Laborales y Protección Social, en un subsistema del español.

  3. En relación con la financiación de las organizaciones sindicales queremos recordarles que nuestros datos son totalmente transparentes.

    1. Por la Participación Institucional en el ámbito del Estado (que incluye el CES, la Seguridad Social, el FOGASA...) ELA percibe 48.759 €; se podrá concluir que no es un “pastón”. ELA en la CAPV no recibe cantidad alguna por el CES, CRL, OSALAN y Hobetuz... (en todos ellos desde que dejamos en suspenso nuestra participación).

    2. Al margen de las subvenciones por Participación Institucional existen las relacionadas con la representación que cada organización logra en las elecciones sindicales. Es lógico que CCOO, sindicato mayoritario en el ámbito estatal, reciba por ese concepto más que ELA; igual de lógico que en el ámbito de la CAPV sea ELA, el mayoritario, quien más recibe.

    3. Más allá de todo eso, la Mesa de Diálogo Social en la CAPV tuvo asignación presupuestaria durante el gobierno de Patxi López y, es obligado insistir que el volumen más cuantioso de la financiación pública que reciben CCOO, UGT y Confebask proviene de los fondos que gestionan por los cursos de Formación para el empleo.

Nos parece poco riguroso cómo diversos medios de comunicación tratan los temas que tienen que ver con ELA. Por supuesto que se puede estar en contra de lo que ELA defiende; lo que no debería ser normal es que, para defender esa posición, se faltara a la verdad, llevándola además a portada.

Esperamos que estas aclaraciones les sean de utilidad y les ayuden a ser objetivos en lo que respecta a los temas que tienen que ver con ELA. No queremos despedirnos sin decirles que siempre ha estado disponibles para que pudieran contrastar cualquier información. Todos ganaríamos mucho si la información fuera veraz y se alejara de intereses espurios.